Acetominofen

Por lo general escribo cuestiones referentes a la literatura, relatos y una que otra investigación. Esta vez haré una aclaratoria con toda la potestad que pueden dar dos horas de búsqueda en la web.

Hace pocos días una pre-candidata a la asamblea hizo un comentario:

“… si no tenemos café ¿qué hacemos? Bueno, vayámonos adónde mi abuela y vamos a hacer un güarapito pues. Hacemos una agüita de miel porque tenemos el papelón y lo hacemos nosotros mismos, los venezolanos. Volvemos a nuestras raíces. Ahorita teníamos una guerra con el acetominofen, a los chamos les daba fiebre y no teníamos el acetominofen. ¿ Gracias a quíen? Al acaparamiento, a las trasnacionales que nos están aquejando, que nos han vuelto dependiente  a la importación. Entonces qué es lo que tenemos que hacer los venezolanos, bueno sembramos nuestra matica de acetominofen y le hacemos nuestro güarapito a nuestros muchachos. Ese es el venezolano…”

Esto generó una serie de críticas y burlas. No deseo tomar parte en la discusión,pero sí deseo hacer una aclaratoria:

Existe una planta que lleva el nombre de acetominofen, no tiene nada que ver con el medicamento. La planta acetominofen es conocida como “boldo paraguayo” (Plectranthus ornatus Codd), las propiedades que se le atribuyen son antiulcerosas, digestivas, hepatoprotectoras, diuréticas, sedantes y antioxidantes, pero no antipiréticas. No cura la fiebre y posee un compuesto llamado ascaridol que es muy tóxico.

El mal uso de esta hierba o su excesivo consumo pueden ocasionar la muerte. No es recomendable que las mujeres embarazadas, personas que sufren nefropatías, niños y enfermos hepáticos no consuman la bebida proveniente de esta mata. No  tiene ninguna relación con el antipirético, el cual es una molécula sintetizada químicamente desde 1873 y se usa como anti-gripal desde el año 1950.

En síntesis, fundamentado en lo que dijo la pre candidata. Hay una mata a la que le dicen “acetominofen”, pero no es el medicamento. No es recomendable proponer como alternativa al desabastecimiento del medicamento sembrar una mata que es ligeramente tóxica. Pero lo de volver a las raíces podría tener cierto grado de aceptación de mi parte, sin embargo, por algo las sociedades avanzan.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s